¡Todos me mintieron!

En el colegio me decían: «estudia, sácate una carrera, haz una buenas prácticas y encontrarás trabajo». Pero en el transcurso de mi carrera universitaria la gran crisis impactó España y el panorama cambió drásticamente.

Estaba en el último año de carrera universitaria y, dadas las circunstancias, yo tenia que espabilarme y encontrar trabajo ya que no encontraba justo depender económicamente de mis padres.

Aún vivía en casa de mis padres pero desde los 18 años era muy consciente que si yo quería salir o viajar tenía que pagármelo yo, y así lo hice.

Empecé con mi primer negocio a los 18. Un bar de copas donde preparaba unos mojitos deliciosos (pero eso lo dejo para otra entrada al blog).

Gracias a la recomendación de una profesora de la universidad, me armé de valor y me fui a trabajar a un pueblo llamado Maidstone, en el Reino Unido.

El aire que se respiraba allí era diferente. No se podía oler la crisis que afectaba a España.

Allí empecé mi carrera profesional en publicidad, primero en una empresa de eventos y después en una agencia de marketing.

En esa andadura descubrí Infusionsoft. Una herramienta todo en uno para emprendedores y pequeños negocios que te permitía automatizar los procesos de un negocio.

Eso me fascinó.

Aún en Inglaterra, empecé a asistir a eventos del sector de los emprendedores y me di cuenta que tener un negocio multimillonario era posible. Pero lo más increíble para mi es que muchos no tenían ni un solo trabajador en plantilla.

Aprendí que la automatización es el único sistema que realmente puede ayudarte a crear un negocio de éxito sin tener que contratar a un equipo de trabajo.

Poco después de esa conferencia, veía cada vez más clara la idea de tener mi propio negocio y así lo hice: dejé mi trabajo en la agencia de marketing y empecé a ayudar pequeños negocios que tenían presencia online.

Mis servicios estaban enfocados a crear páginas web, los contenidos, la gestión de las redes sociales y sus estrategias de marketing digital.

Unos meses después, volví a España con un negocio digital que me permitía irme de viaje sin preocupaciones, tele-trabajar desde cualquier rincón del mundo o controlar mi calendario laboral.

Después de mis primeros meses me di cuenta que estaba intercambiando tiempo por dinero. Aún  que tenía ciertas ventajas porqué controlaba todos los aspectos del negocio, ese modelo limitaba mis ingresos ya que a final de mes cobraba por horas trabajadas.

El mayor error (pero el que todos cometemos al iniciar un negocio) es intercambiar tiempo por dinero. No te voy a mentir, yo lo hice al principio pero después descubrí que tener un producto digital me permitía escalar mi negocio sin la necesidad de estar trabajando 10 horas al día.

En esa misma etapa de mi negocio, tuve el placer de trabajar en el equipo de Triunfa con tu Negocio con Vilma Nuñez, Alfonso Bastida y Christian Helmut. Fue durante ese proyecto que entendí la importancia de tener infoproductos.

Me decidí entonces por crear mi primer curso digital llamado ‘Curso Práctico de Active Campaign’ (lo podrás ver en mi web). Este producto me permite monetizar mis conocimientos de la herramienta sin tener que estar yo presente en la formación, ya que todo estaba grabado y disponible para mis clientes.

Actualmente tengo 4 cursos online y una comunidad privada  estilo membresía, llamada el PRO-Team donde doy ayuda personalizada a emprendedores y profesionales que ya tienen un negocio online.

Desde entonces, La Consultoría Digital y yo hemos evolucionado. Ahora tengo una asistenta personal fantástica que me saca la carga de trabajo de encima y me permite estar 1 mes de lanzamiento de producto en República Dominicana sin pasar por un ataque de ansiedad hahaha

Solo decirte que durante el primer año de actividad facturé el doble de lo que me ofrecían en una agencia de publicidad…. ¡¡imagínate!!

A ojos del estado, sigo siendo una simple ‘autónoma’ que empezó su actividad hace unos 2 años, pero estoy segura que en poco tiempo vamos a ser muchos más emprendedores digitales!

No voy a mentirte, automatizar un negocio no se hace de la noche a la mañana y tener un negocio rentable tampoco. Pero la realidad es que gracias a internet puedes conseguirlo sin hacer una gran inversión. Solo necesitas un ordenador, una buena idea y conexión a internet.

A día de hoy estoy orgullosa de llevar un estilo de vida que me encanta. Me permite pasar tiempo con mi familia, amigos y viajar a cualquier parte del mundo. Literalmente he hecho reuniones en lugares muy variados como salas de aeropuertos, hospitales, dentro de mi coche,  cafeterias…

Antes de terminar este blog quería ofrecerte un poco más de información sobre este modelo de negocio que te he planteado. Y en el caso que tu quieras hacer lo mismo, estos es lo que necesitas:

  1. Un producto que no te consuma tiempo. Esto no es un servicio, tiene que ser por ejemplo: un curso online o un producto físico.
  2. Una página web que ofrezca ese producto.
  3. Una campaña de publicidad (preferiblemente en internet) que atraiga gente interesada a tu página.
  4. Tener claro el proceso de venta o los varios procesos que están en esta ecuación para poder plasmarlas en une herramienta de automatización como puede ser Infusionsoft.
  5. Invertir en tu formación en esa herramienta que será tu trabajador 24/7. Es importante que sepas como funciona o que tengas a alguien que pueda ayudarte a conseguirlo.
  6. Por último, tener un sistema que te permita cobrar a tus clientes por internet. Algunas de estas herramientas ya tienen este sistema incorporado como Hotmart.

Si quieres tener un negocio automatizado o por lo menos empezar a automatizar algunos de tus procesos, te invito a veas mi video de ‘6 Herramientas Imprescindibles para Automatizar tu Negocio‘.